37 /87, condena…

Intento recordarla, cada vez menos. Ella ahora està presente de otra forma, menos terminante, màs etèrea. Nunca pensè que podrìa lograrlo, sobrevivir a su abandono; ya no duele tanto; a veces, hasta imagino que no la matè…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: